Astronomia

¿El primer crimen cometido en el espacio?

Dos personas terminan su matrimonio. Una de ellas decide robar la identidad de su ex pareja para estudiar sus gastos personales. Una situación bastante común (lamentablemente), pero esta vez la historia es diferente: Quien robó la identidad es una astronauta estadounidense, y cometió el supuesto delito durante su misión en la Estación Espacial Internacional. Además de usar redes y propiedad de la NASA para realizar semejante maniobra, hay muchas preguntas de fondo. ¿Qué pasa con la ley?¿De qué jurisdicción hablamos? Si es el primer crimen en el espacio, ¿cómo se resolverá el resto?

Anne Charlotte McClain posee el rango de teniente coronel en el Ejército de los Estados Unidos, es ingeniera, y astronauta de la NASA. Participó como ingeniera de vuelo en las Expediciones 58 y 59 de la Estación Espacial Internacional, acumulando poco más de 203 días en el espacio. También se dedicó a jugar al rugby, y de no ser por sus compromisos previos, hoy tendría una carrera profesional en ese deporte. A simple vista, McClain parece la astronauta perfecta, pero nuestras vidas personales pueden ser más caóticas de lo que muchos imaginan.


McClain en la Estación Espacial Internacional (NASA)

McClain estaba casada con Summer Worden, ex oficial de inteligencia de la Fuerza Aérea. La separación fue básicamente un infierno, y con un niño en el medio (Worden tiene un hijo), todo se complicó. Pero hay más: Worden presentó una denuncia ante la FTC, acusando a McClain de robo de identidad. ¿Qué sucedió? Worden notó que su ex esposa tenía datos precisos sobre sus gastos. Al contactar a su banco y solicitar las ubicaciones de los ordenadores que habían ingresado con sus credenciales, detectó que uno de ellos estaba registrado a la NASA. La acusación no tardó en llegar: McClain habría entrado a la cuenta de Worden mientras se encontraba en la Estación Espacial Internacional.

La explicación de McClain a través de su abogado es que el ingreso a la cuenta fue para comprobar que había suficientes fondos destinados al pago de servicios «y» las necesidades del pequeño, siempre con el supuesto consentimiento de Worden. A principios de 2018, McClain acusó a su ex pareja de tener un temperamento explosivo y de tomar «decisiones financieras muy pobres». Al mismo tiempo, solicitó derechos compartidos de parentesco en una corte local. McClain trató de adoptar legalmente al pequeño, algo resistido por Worden aún cuando estaban casadas.

Related posts

En vídeo: Resumen en cinco minutos de cómo es la vida en la ISS

Rocambol

¿Por qué las “bolas de fuego” iluminan los cielos en esta época del año?

Rocambol

Hoy viernes podremos ver la luna azul

Rocambol
A %d blogueros les gusta esto: